Así nacidos de Mauricio Orellana Suárez

Así nacidos de Mauricio Orellana Suárez (salvadoreño), es la novela ganadora del Certamen centroamericano de novela Mario Monteforte Toledo.

Al leerla -cuando alguna editorial tenga a bien publicarla- encontrarán una novela que toca el tema de la homosexualidad y otros tipos de diversidad sexual, pero que sería injusto calificar, encuadrar, estigmatizar como "gay". Es decir, no es literatura gay, es literatura y espero que Mauricio tenga la suerte de que los críticos posean el buen criterio de no etiquetarla, ya que más allá de esos temas toca muchos otros como la religión y la doble moral, la política y los políticos -cosas emparentadas pero no iguales- las relaciones humanas, la ética, en fin, ufffff es un universo bien definido, con lugares que pueden verse, olerse, dibujarse. La historia, más bien las historias, presentan personajes muy humanos de los cuales seguro, seguro tenemos un referente propio: gays de todo tipo, desde el no amanerado hasta la drama queen, los heterosexuales solidarios y no solidarios, los polis que cumplen con su chamba y lo disfrutan, la doña fufis y de pecho somatado y su correspondiente señor marido, el cura, el periodista sensacionalista, en fin, buena parte de la fauna humana.

Pueden encontrar la noticia acá:

El escritor Mauricio Orellana Suárez gana Premio Mario Monteforte Toledo
Mauricio Orellana Suárez gana premio Mario Monteforte Toledo (en la página principal de Prensa Libre puede ver la opinión de los jurados sobre la obra en un pequeño video)

Seguro en los días siguientes seguirá haciendo bulla la noticia acá, en El Salvador. y espermos que en otros países. La decisión fue tomada por David Unger, Víctor Muñoz y yo, esta mañana en una amena deliberación. Aún no sabemos para cuando estará en su librería más cercana, pero seguro se publicará como en los años anteriores y bueno, cuando acabe de salir del horno, léanla, es altamente recomendable.

¡¡¡Felicidades a Mauricio!!!


Notica: En la nota de Prensa Libre dice que soy salvadoreña. Aunque la idea me encanta y mis queridos amigos de La Casa del Escritor me hayan dado la nacionalidad honoraria, soy guatemalteca, eso sí, no me molesta que me consideren salvadoreña, esa especie humana un tanto más libre que nosotros, excapitanía.... pero eso, eso es harina de otro costal.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Cinco noches de telenovela

Cinco días light: día 1

Algo que decir